Buscar
PANC
Publicado: Miércoles, 08 de enero de 2014

La Basura tan inherente al hombre


Por: Ernesto Joaniquina Hidalgo

Nuestro recordado cómico de la gabardina: Cantinflas, nos dejó muchos nobles mensajes en sus películas, como en el personaje de Napoleón en la película "El Barrendero" rodada en 1981, servidor público del aseo que manejada con destreza su escoba y limpiaba la basura de los suntuosos barrios de la clase alta de México, decía a su modo: una ciudad limpia no es aquella que se la barre más, sino la que se la ensucia menos" y a la sazón tenía mucha razón, de nada sirve barrer más si en nuestra conducta el ensuciar nuestras calles es una norma, y pensar que el basurero es la calzada o mucho peor utilizar con premeditación y alevosía espacios vacíos de nuestras ciudades para depositar inmundicias. Cochabamba el jardín florido, la ciudad de la eterna primavera no suena más que a retórica, pues de un tiempo a esta parte la ciudad y su entorno ha perdido su encanto y va dejando de ser el vergel de entonces, es lamentable divisar más a menudo desperdicios en nuestro hábitat y lo que es peor una indiferencia de muchos al problema, un tremendo desagrado que afecta a la salud y el medio ambiente.


Con el convenio entre autoridades y comunarios de Kara Kara se llegó ayer martes 7 de enero, a dar suspiro al problema de la basura en Cochabamba y a no sentir el pulular de las moscas y la descomposición de la basura acumulada en los 6 días de bloqueo en el ingreso del vertedero por los comunarios de Kara Kara, Arrumani y Pampa San Miguel que van reclamando solución a este problema desde años atrás. El acuerdo arribado, contempla los 5 millones de bolivianos para obras de contingencia para el lugar, entre los más sobresalientes de los 18 puntos acordados esta la construcción de una posta de salud de primer nivel y un puente en Arrumani. En presencia de los representantes del Concejo Municipal, la Alcaldía, la Gobernación, el Defensor del Pueblo y la Federación de Juntas Vecinales (FEJUVE) se firmó el cierre del botadero hasta el 15 de septiembre del presente año, para que este vertedero sea trasladado al Relleno Metropolitano en Cotapachi. En buena hora!.
Bolivia es una suerte de privilegio natural con atrayentes paisajes por toda nuestra geografía, imágenes que cautivan a propios y extraños, pero todo este brillo y algarabía se disipa cuando no cuidamos nuestro entorno. No es una exageración decir que a lo largo de las carreteras ínter departamentales los desperdicios se van acumulando, usuarios desconsiderados que desde los buses echan sus basuras por los ventanales. La ruta al exótico trópico del Chapare es un lamento total, atestada de desperdicios, plásticos, latas vacías de cervezas y mucha basura inorgánica por toda su ruta.
De de este modus vivendi casi nadie se salva ni tampoco es atributo social, los más, contribuimos a que la basura se expulse por doquier y no así en su lugar correcto y al final de cuentas siempre le echamos la culpa a la falta de papeleros o en este caso a los trabajadores de EMSA. Existen instituciones y organizaciones en salud, estudiosos en cuestión, trabajos de tesis y escritos que abordan con seriedad este problema, es necesario reconocer que varias organizaciones tuvieron entre sus proyectos este tema, fueron creando conciencia en la población respecto a la basura con materiales de apoyo como afiches, sociodramas radiales y folletos impresos, pero esto no es suficiente, para crear conciencia ciudadana se necesita de la asistencia de todos.
Se tiene que hacer una cruzada permanente para salvar lo que por ventura nos queda: Nuestra naturaleza. Sólo será posible este cambio con el apoyo del gobierno central, de las autoridades en cada departamento, de los medios de comunicación y la sociedad civil. También se requiere de una adecuada política en este tema, de crear centros adecuados de almacenamiento y tratamiento de la basura en nuestras ciudades. Lejos de ser una bomba de tiempo puede tornarse en una solución y aún mejor en réditos económicos para cada municipio. La energía eléctrica, el gas metano, el abono entre otros no es una fantasía
Estos días hemos podido sentir la importancia de velar por la higiene y la basura en nuestra ciudad, Según datos de la Empresa Municipal de Servicios de Aseo (EMSA) solamente la ciudad de Cochabamba genera y 697 toneladas día y más de 15 toneladas de basura son depositadas al mes en el vertedero de Kara Kara.
A modo de ilustración, lo que pasa en el norte repercute en el sur, en esta suerte de aldea global nadie se salva, es un doble crimen para estos que se creen ser dueños del planeta tierra seguir indiferentes a semejante problema, los acuerdos del Protocolo de Kyoto de 1999 fueron extendidos hasta el 2020 en una cumbre de la ONU con vagas promesas de los países ricos a los países pobres para que hagan frente al calentamiento planetario. La comparsa de capitalistas industriales incumple acuerdos o los alargan, tan paradójico a sus políticas ambientales y ecologistas que pregonan. El norte con todo su arsenal de consumidores juegan con los destinos del planeta y como este planeta es todo un tubo de ensayo, el sur o como nos llaman "el tercer mundo", somos los que recibimos los desechos del norte.
Para esto el gobierno del Estado Plurinacional va estudiando con mucha inteligencia cómo frenar la recepción de deshechos del primer mundo, porque no es novedad que en estos dos últimos lustros el Japón, los Estados Unidos y Europa se desasieron de todo su vetusto parque automotor, América Latina y entre estos Bolivia, fueron los que más compraron y vaciaron todo vestigio de movilidades en desuso de Europa, lo propio sucede con la ropa y los artefactos electrodomésticos que siguen llegando.
Si seguimos en este ritmo, siendo desconsiderados con la naturaleza expulsando la basura por doquier y al mismo tiempo seguir indiferentes con la soberbia del primer mundo, la factura será muy alta y no habrá dinero que compre una naturaleza que la vamos perdiendo por nuestra ceguera. Estoy seguro que el desarrollo de un país, sólo será viable cuando ésta sea íntegra. La calidad de vida pasa por atender los servicios básicos elementales de la población y en esta tarea está la asistencia del Gobierno con la agenda 2025, conscientes de ir más allá de la apariencia como la atención al ornato público, es indispensable seguir atendiendo los servicios básicos de la población y entre estas la educación tan necesaria para abordar y crear conciencia y hábitos para manejar mejor la basura y acuñar la frase de nuestro maestro de la gabardina que decía: "una ciudad limpia no es aquella que se la barre más, sino la que se la ensucia menos".

Preguntas, sugerencias y colaboraciones enviar al correo-e:     pcnetinfo@panoramacultural.net